fbpx

Para abordar este artículo, que me parece muy pertinente para el momento en el que estamos viviendo, quisiera utilizar 3 pilares que se trabajan en la Gestalt como marco teórico pero también como una forma de vida que puede ser un antídoto a momentos muy estresantes.

Podríamos decir que el estrés por si mismo no es ni bueno ni malo, sin embargo, por las consecuencias que viene teniendo el estrés crónico en el ser humano, hay una connotación negativa que no nos permite indagar más a profundidad la verdadera invitación que existe detrás. Una frase que escuché en algún momento y que me parece relevante desde una mirada más transpersonal es: ¨el estrés existe cuando hay un conflicto con el momento presente¨. Volviendo a los 3 pilares mencionados previamente, posiblemente podemos constatar que muy pocas veces ¨habitamos  el presente¨, tendemos a querer delegar la responsabilidad a los demás y le dedicamos poco esfuerzo al desarrollo de mayores niveles de conciencia, consecuentemente, entramos en conflicto constante con lo que ocurre. Lastimosamente, a raíz de esto, cada vez más estudios demuestran que una de las mayores causas de enferemedades radica en el estrés crónico en el que vivimos (ver tabla 2 con síntomas físicos y psicológicos). Si bien muchas personas encuentran maneras desestresantes en el ejercicio, actividades recreativas, sociabilizar y otros temas, al realizar un trabajo más profundo de crecimiento personal y espiritual, podemos ir a las raices y no quedarnos en las ramas.

Considerando esto, he ordenado algunos preceptos de la Terapia Gestalt de Claudio Naranjo por cada Pilar, buscando contar con algunas pautas que nos puedan ayudar a atravesar estos momentos.

Si observamos detenidamente cada uno de los puntos anteriores, contamos con un mapa relativamente sencillo y que su complejidad está en ponerla en práctica. A medida que vamos ordenando nuestra vida en función a tener una mayor presencia, conciencia y responsabilidad, podemos ir constatando que muchos de los factores estresores, los creamos nosotros mismos en el afán de mantenernos en nuestra zona de confort.

Si somos sinceros con nuestra búsqueda y tenemos la paciencia suficiente para no querer tener resultados inmediatos, poco a poco se puede ir generando una transformación más real y profunda que nos pueda traer un sentido de mayor gozo y satisfacción de vida. El fortalecer una práctica constante de Meditación y auto Indagación es uno de los pilares fundamentales en esta nueva construcción de nosotros mismos. Si quieres poder vivenciar las Meditaciones en grupo y experimentar diferentes técnicas, puedes realizarlas con nosotros en Suntal.